Frontpage

~ AÑO 2003 ~


Clic para ampliar



Cinco mil bomberos, entre ellos lo de Palma, toman Madrid para pedir que se anticipe su jubilación

Una delegación de 60 bomberos de Mallorca estuvo presente en la concentración pacífica

IVÁN TERRASSA-MADRID ~ Última Hora ~ 14-Dic-2003

Alrededor de 5.000 bomberos de todos los parques de España tomaron ayer de forma pacífica un tramo del Paseo de la Castellana de Madrid, para llamar la atención y exigir la jubilación a los 55 años para su gremio, así como la toma en consideración de muchas de las enfermedades que padecen en su trabajo y que actualmente no están reconocidas como tales. La marcha finalizó a las puertas del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, donde representantes de la Plataforma Unitaria de Bomberos entregaron un documento con sus demandas al ministro Eduardo Zaplana.

Una delegación compuesta por 53 miembros del Cos de Bombers de Palma, siete bomberos del Consell de Mallorca y dos del parque de Eivissa se desplazó a primera hora de la mañana hasta Madrid, sufragando de su bolsillo la mitad del desplazamiento, para dar fuerza a las demandas del colectivo.

«No es normal que un bombero siga en activo hasta los 65 años, con las condiciones tan especiales que requiere nuestra profesión», explicó Xavier Fernández, uno de los portavoces del contingente del Cos de Bombers de Palma. «¿Por qué si mineros, trabajadores ferroviarios y del mar, guardias civiles, entre otros, se jubilan a los 55 años, a nosotros que corremos riesgos similares o peores nos lo niegan?», agregó.

 


Espectacular incendio en un piso de Palma

Foto: Alejandro Sepúlveda. (Ultima Hora)A raíz del siniestro, declarado ayer por la mañana en la calle Despuig, seis personas tuvieron que ser atendidas

J.F.M. Ultima Hora 24-07-2003 Foto: Alejandro Sepulveda.


Sobre las once de la mañana de ayer se declaró un incendio en una vivienda situada en la quinta planta del edificio señalado con el número 30 de la calle Despuig, en Palma. El fuego, que se extendió por cuatro de las cinco dependencias de la vivienda, obligó a que todos los vecinos de la finca fueran desalojados, si bien la mayoría lo hizo por sus propios medios.

El siniestro se declaró en un piso donde vivían dos mujeres de nacionalidad sudamericana. Parece ser que estas dos personas tenían encendidas unas velas con alcohol en la sala comedor. Una de estas velas se cayó y de pronto se declaró un incendio, que con la ayuda del alcohol se extendió con rapidez por toda la vivienda. Las dos mujeres tuvieron que ser ayudadas a abandonar su casa por agentes de la Policía Local. Ambas sufrieron síntomas de asfixia por el humo y fueron atendidas por los servicios sanitarios que acudieron al lugar de los hechos, aunque el estado de las dos mujeres no era grave. Otras cuatro vecinos también sufrieron síntomas de asfixia y precisaron asistencia médica.

Los bomberos de Palma acudieron al lugar de los hechos y estuvieron trabajando durante casi tres horas para dejar controlada la situación. Entraron por ambos lados del edificio con el objetivo de que las llamas no se propagaran hacia los pisos superiores del inmueble. Los bomberos utilizaron en esta actuación tres camiones y una escalera, que permitió la entrada en el inmueble. Gracias a estos medios el fuego pudo ser controlado. También acudieron al lugar de los hechos varias unidades de la Policía Local y diversas ambulancias.


Foto: M. A. Fius (Diario de Mallorca)

Foto: M. A. Fius (Diario de Mallorca)



«El nuevo parque de bomberos puede estar ultimado en 20 ó 24 meses»

Mayte Jiménez, nueva concejala de Cort, visitó ayer el parque central de Son Castelló

JAVIER JIMÉNEZ ~Última Hora ~ 18-jun-03

Mayte Jiménez, la concejala de Governació de Cort, anunció ayer que el nuevo parque central de los Bomberos de Palma podría estar ultimado en «20 ó 24 meses» y se comprometió, tras visitar las instalaciones del Cuerpo en Son Castelló, a mejorar algunas deficiencias del actual recinto.

La nueva regidora llegó al parque central a las 13.30 horas, donde fue recibida por Guillem García, jefe de los Bomberos de Palma, y los oficiales de guardia. Durante una hora y media Jiménez recorrió las distintas dependencias: las oficinas, la sala de descanso, los dormitorios, los aseos, el gimnasio, la lavandería, el comedor, la cocina y otras estancias, la mayoría con deficiencias en el mantenimiento. En este sentido, la regidora quedó sorprendida al visitar el cuarto de más de 100 metros cuadrados en donde duermen una veintena de bomberos y cuyo techo es de uralita. Un sólo aparato de aire acondicionado «alivia» a la plantilla de guardia y cuando suena la alarma por algún incendio el estrépito despierta a todos los funcionarios, y no sólo -como debería ser- a los que deben participar en la emergencia.

«El problema es que próximamente contaremos con el nuevo parque y todo lo que sea invertir en este es tirar el dinero; aunque hay algunos aspectos que deben mejorarse porque las condiciones en algunas estancias no son las más idóneas», reconoció la responsable municipal de los bomberos y de la Policía Local. Sobre la motivación de la actual plantilla, apuntó que «es buena» (a diferencia de su apreciación sobre la Policía Local) y destacó que «el bombero tiene muy dentro el servicio al ciudadano, y eso es muy importante».


Una mujer inválida muere al incendiarse su vivienda en Palma

Margarita Bonnin, de 78 años, no pudo escapar de las llamas que se declararon en un piso de la calle de Sant Ferran a causa de un cortocircuito

Última Hora GUILLEM PICÓ 23-feb-2003

Una mujer inválida de 78 años de edad llamada Margarita Bonnín Serra falleció y su hijo invidente de 49 años, Miguel Mesquida, sufrió quemaduras en el 20 por ciento de su cuerpo al incendiarse su vivienda, ubicada en el número 20 de la calle Sant Ferran de Palma. Cinco policías resultaron intoxicados leves y una docena de vecinos tuvieron que recibir asistencia sanitaria por inhalación de humo tóxico. Todos los heridos están fuera de peligro.

El trágico suceso se produjo a las once de la mañana. Margarita Bonnín y su hijo vivían en un primer piso del bloque de viviendas que está sobre el mercado de San Fernando, frente al cine Lumiere. Al parecer, un cortocircuito causado por una lámpara del salón originó las llamas.

Margarita Bonnín y su hijo eran asistidos por una mujer que en esos momentos había bajado a hacer la compra. Las llamas se propagaron con rapidez por la casa. Miguel Mesquida salió al rellano de la escalera y pidió ayuda. La finca ocupa toda la manzana y el salón de la vivienda donde se inició el fuego da por detrás la calle Bisbe Sastre. Varios vecinos de esta parte fueron los que avisaron a los servicios de emergencia.

Medio centenar de vecinos fueron evacuados y algunos de ellos, junto con cinco policías, sufrieron intoxicaciones leves.


Los bomberos de Palma estrenan vestuario y equipos de comunicaciones

Diario de Mallorca – 25 enero de 2003

Cort ha invertido 592.000 euros en la mejora de los medios de trabajo de los miembros del cuerpo

Presentación nuevo vestuarioLos integrantes del cuerpo de bomberos de Palma acaban de estrenar nuevo vestuario, con el que se pretende equipararlo al de la Policía Local, aunque con distintivos rojos en lugar de los amarillos. Las mejoras en cuanto a los medios de trabajo incluyen además el suministro de nuevos equipos de respiración y de comunicaciones y dos unidades auxiliares. Las adquisiciones han supuesto una inversión total de 592.000 euros. El alcalde de Palma, Joan Fageda, acompañado del teniente de alcalde de Gobernación, José Manuel Sierra, y del director del área, Juan José Ferrando, visitaron ayer el acuartelamiento del polígon de Son Castelló para presentar las adquisiciones. El nuevo vestuario fue estrenado el pasado día 20, coincidiendo con la fiesta de Sant Sebastià. Según el jefe del cuerpo, Guillem García, tanto los abrigos como los anoracs están fabricados según las normas europeas y garantizan una total impermeabilidad y visibilidad. El coste del nuevo vestuario ha ascendido a 92.329 pesetas. Los nuevos equipos de respiración, calificados por los responsables del cuerpo como "de nueva generación y alta tecnología", consisten en una botella de 4,2 kilos de peso (un 40% menos que los anteriores, y con una capacidad para 1.800 litros de aire a una presión de 300 atmósferas. El equipo se completa con una unidad de control informático que permite conocer en todo momento, además de las condiciones de los elementos que lo integran, las del entorno. De esta forma se da una mayor seguridad al bombero en situaciones de emergencia, puesto que el sistema dispara una alarma si permanece varios segundos sin moverse. Los equipos de comunicación incorporan un micrófono de contacto craneal, auricular y pulsador, además del conector a la radio. Permite una audición y transmisión de gran calidad incluso en ambientes altamente contaminados acústicamente, además de poder trabajar con las manos libres.

Donación. Jerseis y 'anoracs' para países en desarrollo El excedente de jerseis y anoracs sin estrenar que conformaban el antiguo vestuario del cuerpo de bomberos de Palma ha sido donado a la organización no gubernamental Bombers Sense Fronteres, para su programas de cooperación en paises en vías de desarrollo. Se trata de 67 anoracs y 138 jerseis, valorados económicamente en unos 8.400 euros.. También se han incorporado al servicio dos vehículos ligeros con una unidad de salvamento para accidentes de tráfico y otro para la intervención inmediata en incendios forestales en época estival. El coste de cada unidad es de 36.000 euros.


Ocho heridos al volcar en Son Castelló un camión de bomberos

Última Hora – 5 enero de 2003

El conductor perdió el control tras ser embestido por una furgoneta y el vehículo se arrastró unos 100 metros hasta chocar contra cuatro turismos estacionados

GUILLEM PICÓ/PEP MATAS

AccidenteOcho personas resultaron heridas ayer en el Polígon de Son Castelló al chocar una furgoneta contra un camión de bomberos que volcó y se fue arrastrando sin control durante más de 100 metros, colisionando contra cuatro vehículos aparcados que sufrieron cuantiosos daños. Los heridos son seis bomberos y dos trabajadores. Tres de los bomberos fueron dados de alta tras recibir asistencia médica, mientras que el resto de los heridos fueron ingresados en distintos centros sanitarios. El alcalde de Palma, Joan Fageda; el teniente de alcalde de Governació y responsable del Cos de Bombers, José Manuel Sierra; y el jefe de los bomberos de Palma, Guillem García, acudieron ayer por la mañana a visitar a los heridos. El accidente sucedió sobre las seis y cuarto de la mañana. Un camión de bomberos salió del parque de Son Castelló para ir a apagar un incendio en uno de los puestos de la Plaça Major. El camión bajaba por la Vía Asima, en dirección a la autopista. Una furgoneta que venía de Gremi Fusters por la derecha se saltó un ceda el paso y chocó contra la parte trasera del camión. El conductor perdió el control del vehículo, que iba en dirección hacia una furgoneta de una panadería que estaba siendo descargada por un repartidor.

Matías Alorda, el conductor del camión de bomberos, explicó ayer que «al intentar controlarlo para que no chocase contra esta persona, volcamos hacia la derecha, el camión siguió arrastrándose durante unos 100 metros o más y golpeó contra varios vehículos aparcados». Matías Alorda sufrió un fuerte golpe en la espalda y fue ingresado en la Clínica Rotger, al igual que su compañera Magdalena Rigo, que iba en la parte derecha del asiento de atrás junto a otros tres bomberos; Pepe Granero, Jaime Burguera y Ricardo Aranos, que no tuvieron que ser hospitalizados. Magdalena sufrió diversas contusiones y un corte en la cabeza que precisó 18 puntos. El bombero que iba de copiloto, Xisco López, fue ingresado en la Mutua Balear, y padece un esguince de cervicales. Ayer explicó: «el choque fue brutal, podía haber ocurrido un desastre, pero parece que hemos tenido suerte y ninguno de nosotros está muy grave».

El conductor de la furgoneta que se saltó el ceda el paso, Francisco B.S., también fue ingresado en la Clínica Rotger. El panadero que resultó herido, Juan M.V. permanece ingresado en la Clínica Femenías. La Policía Local de Palma realizó el atestado del accidente y el camión fue retirado por una grúa y llevado al taller. Francisco B.S., el conductor de la furgoneta que chocó contra el camión de bomberos explicó ayer: «No vi el ceda el paso, me encontré con el camión y frené para no chocar contra él, pero después sólo recuerdo que me levanté fuera de la furgoneta de rodillas en el suelo y ya había pasado todo».